Divorcio cuando una de las partes no está de acuerdo

divorcio cuando una de las partes no esta deacuerdo

Una de las preguntas más habituales en los despachos de abogados especializados en separaciones matrimoniales es si una de las partes puede divorciarse cuando la otra no quiere. Sin duda, se trata de una cuestión que requiere de un profundo análisis, el cual vamos a realizar aquí. Siga leyendo y podrá aclarar todas esas cuestiones que le rondan la mente en torno a este tema.

¿Puede divorciarse si su pareja no quiere hacerlo?

La respuesta, para no demorarla más, es que sí. Y es que, según la legislación vigente en estos momentos, no hace falta el consentimiento de la otra parte para acceder a ese estado civil.

No hay que confundir nunca derecho canónico con derecho civil. El primero, que es el aplicado por la iglesia católica, establece que cuando una persona contrae matrimonio con otra a través de esta institución es para toda la vida. Por lo tanto, para ella, aunque se produzca el divorcio, seguirán estando casados. Más allá de eso, esto no tiene ninguna repercusión sobre la vida normal de los sujetos afectados.

En cambio, el derecho civil, que es el que prevalece, da prioridad a que un sujeto no tenga que mantener el vínculo en contra de su voluntad y tener que convivir con esa persona.

Conviene destacar que esto antes no era así. Al menos, no exactamente. La legislación sobre el divorcio original preveía que pudiese darse la ruptura del vínculo matrimonial cuando una de las partes no estaba dispuesta a hacerlo siempre y cuando existiese un motivo contemplado en el texto legal. La última modificación de la Ley del Divorcio acabó con esta cuestión.

Requisitos para poder divorciarse si no hay acuerdo

La legislación vigente en estos momentos solo contempla algunos pequeños requisitos para que una persona pueda acceder al divorcio por esta vía. En concreto, establece que es indispensable que hayan transcurrido, al menos, tres meses desde que se contrajo matrimonio y que una de las partes lo solicite formalmente.

El mutuo acuerdo

La mejor manera de divorciarse es la del mutuo acuerdo. Esto se debe, fundamentalmente, a que el proceso se agiliza y se abarata ostensiblemente para las dos partes. En él se establecen las fórmulas que regularán la rupturas. Este es el punto en el que hay que negociar las posibles pensiones alimenticias y compensatorias, el régimen de custodia de los niños si es que los hubiese y todos los demás aspectos referentes a la sociedad matrimonial que se quiere disolver.

Conviene recordar que el mutuo acuerdo solo regula la forma en la que se va a producir el divorcio, no el divorcio en sí mismo. En este sentido, la parte interesada está en la obligación de presentar una demanda de divorcio en el juzgado que haya sido redactada por un abogado y esperar a que se inicie el proceso, lo cual no suele demorarse más de unos días.

¿Qué sucede cuando no hay acuerdo entre las partes?

Ya hemos comentado que una persona no puede evitar, en ningún caso, que otra se divorcie de él. Sin embargo, sí puede condicionar la forma en la que esto se producirá. De hecho, está en disposición de retrasarlo y, sobre todo, de encarecerlo. Generalmente, a esto es a lo que hacen referencia todas aquellas personas que dicen a sus parejas que no están dispuestas a concederles el divorcio, aunque no lo sepan con exactitud.

En caso de que haya acuerdo entre las partes se produce un divorcio 'express'. Recibe este nombre porque se tramita en pocos días siempre que se haya cumplido el requisito que comentamos en el párrafo anterior. Basta con que el acuerdo haya sido redactado y sea firmado por ambas partes.

En cambio, si este acuerdo no se produce, el divorcio irá al juzgado de los contencioso que corresponda y será un juez el responsable de regular la ruptura. En este sentido, establecerá, en función de su criterio, todos los aspectos que hubiese recogido el acuerdo de divorcio entre ambas partes y obligará a su cumplimiento.

Cabe destacar que la parte que no quiere conceder el divorcio puede pedir a su abogado que presente todos los escritos de queja, recursos y objeciones tanto a la demanda de divorcio como a la sentencia emitida por el juez con el propósito de retrasar al máximo posible el proceso. De hecho, tiene la potestad de llevar la causa hasta la Audiencia Provincial si lo estima importante. Sin embargo, esto conlleva una serie de gastos en abogados, procuradores, detectives, tasas, peritos y otros elementos muy considerables.

Todo ello puede hacer que el proceso de divorcio se demore uno o dos años. El resultado será el mismo ya que, por norma general, en lo establecido en las sentencias de divorcio prima el sentido común. De hecho, se basan en aspectos que podrían haber sido acordados sin dificultad.

En cualquier caso, queremos recordar que, aunque se recurra a la vía de los contencioso, el divorcio se va a producir sí o sí siempre y cuando una de las partes esté decidida a conseguirlo.

Algunas conclusiones sobre el divorcio cuando una de las partes no está de acuerdo

Vamos a poner fin a este artículo resumiéndole los principales aspectos que hemos abarcado en este artículo para que se vaya con las ideas más claras acerca de qué sucede cuando una de las dos partes no quiere divorciarse.

En primer lugar, no hace falta que su pareja le dé el consentimiento para que pueda divorciarse de ella. Solo habrá debido transcurrir más de tres meses desde que contrajo matrimonio con ella.

En segundo, si llega a un acuerdo sobre la forma en la que se producirá el divorcio, ahorrará tiempo y dinero ya que se acogerá a la fórmula del conocido como divorcio 'express'. En muy pocas semanas habrá disuelto su compromiso y su vínculo.

Por último, en caso de que no haya acuerdo, será un juez, a través de la vía contenciosa, el que decida sobre cómo debe realizarse la separación. Eso sí, mientras uno de los dos quiera, siempre se producirá el divorcio antes o después.

Esperamos haberle sido de ayuda y que haya comprendido de mejor manera qué es lo que sucede cuando una de las partes de la pareja se quiere divorciar y la otra no. Contacte con nostros para resolver cualquier duda al respecto de este tema.

Añadir nuevo comentario

¿Necesita un Abogado en Madrid?, Nosotros le llamamos

Rellene el formulario y le llamaremos a la mayor brevedad posible.

* Campos obligatorios